Autoridades del Servicio Nacional de Salud Animal de Costa Rica (Senasa) dieron a conocer, luego de las erupciones de ceniza del volcán Turrialba el pasado martes, que han llevado acciones para proteger a los animales del área.

 El Senasa, que forma parte del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), señaló en un comunicado que desde el martes pasado distribuyeron 3 mil pacas de heno, 500 sacos de concentrado para bovino, 15 sacos de alimento para perros, para la atención de 443 bovinos, 24 equinos y 100 caninos.

En la localidad de Alvarado, localizada en las cercanías del volcán, los funcionarios del Senasa evaluaron alrededor de 10 fincas de un total de 30 que hay en la comunidad, y declararon que presentan ‘afectación de pastos por caída de ceniza’, por lo que coordinará la compra de aceite mineral para atender a los animales afectados.

Los expertos realizarán un recorrido en los próximos días por el área de Las Peñas, a unos siete kilómetros del cráter del volcán, para brindar asistencia veterinaria a los animales afectados.