El Gobierno de Dominica se prepara para la llegada de la onda tropical Grace, que previsiblemente producirá este viernes lluvias en la isla, devastada por el paso de la tormenta tropical Erika hace dos semanas.

Un portavoz del Gobierno local detalló que se ha hecho un llamado público a todos los residentes en zonas vulnerables e inundables para que acudan voluntariamente a los refugios más cercanos para evitar tragedias, ya que el “terreno sigue estando muy saturado”.

Además, señaló que el inicio de las clases ha sido pospuesto hasta el lunes 14 de septiembre como medida preventiva.

Los meteorólogos prevén que se intensifique en las próximas 48 horas, por lo que es probable que “se convierta hoy en una tormenta tropical”. 

Erika causó la muerte de al menos 31 personas y destruyó total o parcialmente más de 370 casas en Dominica.