A un 51% disminuyeron las probabilidades de que suceda el fenómeno de La Niña en Panamá para finales de año, aseguró Edilberto Esquivel, director de Hidrometeorología de la Empresa de Transmisión Eléctrica, S.A. (Etesa).

‘La posibilidad de que ocurra La Niña bajó de un 60% a un 51% en la actualidad. Únicamente existe un 49% de probabilidades de que las condiciones sean normales’, señaló Esquivel, durante su exposición en el foro Administración y uso Racional del Agua, organizado por la Cámara Panameña de la Construcción (Capac), como parte de las actividades de la Expo Chiriquí 2016.

El representante de Etesa explicó que La Niña se manifiesta como un enfriamiento anormal de las aguas del Pacífico tropical que aumenta la lluvia en las regiones ubicadas en la vertiente del Pacífico y disminuye en las zonas del Caribe panameño.

Según Esquivel, los expertos nacionales e internacionales monitorean los parámetros meteorológicos de la región en el Foro del Clima, que se lleva a cabo cada tres meses.

‘Vigilar el tiempo permite tomar decisiones para cuidar la vida y los bienes de las personas. Los datos meteorológicos son importantes para la agricultura, la salud, la navegación aérea y marítima, así como todas las actividades económicamente productivas de Panamá’, subrayó Esquivel durante el foro organizado por la Capac.