El Museo del Louvre reabrirá hoy sus puertas, tal como estaba previsto, a las 09.00 hora local (07.00 GMT), luego de la clausura obligada por la crecida del río Sena para poner a salvo sus fondos almacenados en los sótanos.

“Durante este episodio de crecida, no se ha constatado ninguna infiltración de agua en el palacio”, indicó el museo más visitado del mundo en un comunicado.

El museo calcula que su cierre durante cuatro días le hizo perder más de 120.000 visitantes y unos ingresos por entradas cercanos al millón y medio de euros (1,7 millones de dólares).

El Louvre cerró sus puertas el pasado viernes como medida preventiva ante la subida hasta los 6,10 metros del nivel de las aguas del Sena, que se tragaron los paseos fluviales y los muelles del río.

Entre el jueves por la noche y el sábado por la mañana, cuando se alcanzó el pico de la crecida, se evacuaron unas 35.000 obras de las 152.000 que se conservan en zonas inundables, es decir, el 25 % de ellas.

Sin embargo, como el sábado se constató que las aguas comenzaban a descender, la evacuación se paralizó y se reinstalaron las obras trasladadas.