El libro Ensayo sobre la ceguera , del escritor luso José Saramago , es una inquietante mirada al interior del ser humano que deja al lector con esa extraña sensación de que se encontró con todos los demonios del infierno juntos, en un mundo donde cada quien lucha por sobrevivir a costa de lo que sea. La solidaridad, la compasión, la justicia, la honestidad y la sensibilidad, entonces, constituyen la excepción en esta sociedad anárquica.

Pero ¡sorpresa!, este no es un mundo imaginario. ” Dentro de nosotros existe algo que no tiene nombre y eso es lo que realmente somos “. Con la lectura , uno puede llegar a la conclusión de que buena parte de nuestra sociedad vive en esta ceguera muy bien descrita, cuasi documentada en esta novela. De ahí que el libro adopta características de ensayo.

Publicada en 1995, la novela encarna la actitud crítica del autor frente al modo de vida occidental. Era un duro crítico del capitalismo. “No somos ricos, pero vivimos como si lo fuéramos”, repetía; y “no es que yo sea pesimista, es que el mundo es pésimo”. Arreciaba contra la “frivolidad de los medios de comunicación” y nunca se guardó nada ante el pobre papel de las religiones frente a la necesidad de ser tolerantes unos con otros.