“Yo era una bailarina y solo quería enseñar el ballet bien”, pronunció Teresa Mann , de 81 años, sobre su intención artística, sin sospechar que aquella escuela de danzas que fundó bajo su propio nombre en 1965 llegaría fulgurosa a su 50 aniversario.

La celebración de la fundación de la Escuela de danzas Teresa Mann estuvo a cargo de su hija Myriam Mann , sucesora en la dirección de la academia, y luego de  dos meses de organización resultó un espectáculo dancístico en el que incluso participaron 40 exalumnas de todas las generaciones pasadas.

La gala celebrada en el anfiteatro del Colegio San Agustín , la noche del pasado sábado, tuvo como objetivo rendir homenaje a la bailarina y maestra Teresa Mann , quien estuvo atenta a las técnicas de bailes desde los primeros asientos del público.

El programa incluyó la presentación del Ballet Nacional de Panamá con coreografías como “Noches de Walpurgis”. Hubo espacio para las ejecuciones grupales de jazz, tap (claqué), teatro musical y danza moderna, especializaciones que se imparten en la cincuentenaria escuela de Teresa Mann .