Los videoblogueros de China, un país donde muchos presentadores aficionados han ganado enorme fama en internet, deberán, a partir de ahora, registrarse con su identidad real antes de poder publicar esta clase de programas, según una nueva regulación del Ministerio de Cultura anunciada por la agencia oficial Xinhua.

Las nuevas normativas, que entrarán en vigor el 1 de enero, obligarán a estos autores de videos en la red a solicitar licencias de operación a las autoridades, así como a “identificarse a través de entrevistas o videollamadas”, según destacó el medio estatal.