El Concurso Nacional de Literatura Ricardo Miró , el máximo galardón de las letras panameñas, ya tiene nuevos ganadores.  

Un total de 205 obras participantes fueron evaluadas por el jurado del certamen, en su versión LXXIII, que premia cinco categorías. 

En el aparte de poesía el galardonado fue Javier Alvarado (con seudónimo “Anna”) con la obra “Cartas arrojadas al neva”. Ariel Barría Alvarado (“José María”) ganó en la categoría cuento con “Losa Doce”. El premio de novela fue para “La mansión de Drácula”, de Enrique Chuez (“Kirt”). “El panameño entre el malestar, la despreocupación y la esperanza”, de Octavio Tapia Lu (“Utopía”), fue la ganadora en ensayo. En la categoría de teatro se alzó Alex Mariscal (“Raúl Leis”), con “Desaparecidos”. 

Un total de 205 obras fueron evaluadas por el jurado que estuvo conformado por escritores nacionales como  Eduardo Soto, Rodolfo De Gracia, Juan David Morgan, Edilberto González Trejos, e internacionales como Tito Ochoa y Eduardo Bähr, de Honduras; José Luis Reina, de España; María Rosa Palazón y Mauricio Carrera, de México; Patricio Jara y Juan Mihovilovich, Chile; Karina Noble, de República Dominicana; Antonio Bermejo, de Cuba; y Adriano Corrales, de Costa Rica. 

Cada ganador obtendrá $15 mil y un pergamino, premio que será entregado  el viernes 23 octubre en la ceremonia de premiación a celebrarse en el Anfiteatro del Tribunal Electoral a partir de las  7:00 p.m.