Samsung Electronics anunció que está ajustando la producción del Galaxy Note 7 para garantizar su seguridad luego de reportes que señalan que los dispositivos que sustituyeron a los celulares por peligro de incendio igualmente se recalientan.

El calendario de producción del smartphone caído en desgracia se ha cambiado “temporalmente” para tomar más medidas para garantizar aspectos de calidad y seguridad, manifestó el gigante tecnológico surcoreano en un comunicado.

Samsung no confirmó ni desmintió informaciones publicadas antes en el día que apuntaban a la suspensión de la producción tras múltiples reportes de que los Galaxy Note 7 entregados luego de  la recogida mundial de los dispositivos anteriores soltaban humo o se incendiaron.

La agencia surcoreana de noticias Yonhap reportó que la producción del dispositivo se suspendió temporalmente a raíz de las decisiones de los minoristas estadounidenses AT&T y T-Mobile de dejar de entregar los nuevos Note 7 a sus clientes .