Autoridades del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial de Panamá (MIVIOT), continúan brindando el alquiler social a 22 familias del distrito de Tierras Altas, en la provincia de Chiriquí, que en noviembre de 2020, perdieron sus hogares debido a los huracanes Eta e Iota.

Las subvenciones, han permitido a los damnificados de los eventos naturales, arrendar un lugar donde estar mientras se les brinda una respuesta habitacional.

Doris Atencio, directora regional del MIVIOT en Chiriquí, aclaró que, por instrucciones del ministro, Rogelio Paredes, esta institución, se mantiene pendiente de las necesidades de las 116 familias afectadas por estos eventos fortuitos ocurridos en los corregimientos de Paso Ancho y Cerro Punta, e igualmente continúa entregando el subsidio económico a las 22 familias que no contaban con un lugar donde alojarse, mientras el resto se reubicaron con parientes.

Añadió que, el proyecto de construcción de las 116 viviendas para los afectados está en proceso y ya se inició el traslado de materiales para su construcción en un lugar seguro en el corregimiento de Volcán.

No obstante, la jefa provincial de la entidad, señaló que, para hacer realidad este proyecto residencial, se debe cumplir con los trámites que exige la ley en materia de licitación pública para la edificación de las casas y beneficiar a las familias que ya fueron evaluadas por el equipo de Desarrollo Social del ministerio.

En el mes de junio, el presidente de la República, Laurentino Cortizo Cohen y el ministro Paredes, entregaron 60 casas en el corregimiento de Chiriquí Viejo, en el distrito de Alanje, y 68 casas en el corregimiento de Baco, en el distrito de Barú, a familias que también fueron afectadas por los huracanes.

 

Fuente: MIVIOT