Un equipo científico capturó y etiquetó a dos ejemplares adultos del raro y escurridizo tiburón lanza en las aguas del Cabo York, una remota zona del noreste australiano, informaron fuentes oficiales.

Se trata del ‘primer registro de adultos de esta especie en Australia y los primeros ejemplares vivos registrado por los investigadores en cualquier parte’, según un comunicado de la Organización para la Investigación Industrial y Científica de la Mancomunidad de Australia (CSIRO).

Los dos tiburones lanza ( Glyphis glyphis ) capturados en el río Wenlock son una hembra de 2.2 metros de largo y un macho de 2.3 metros, lo que supera los 1.89 metros del mayor ejemplar registrado hasta la fecha en Australia. El hallazgo ayudará al estudio de esta especie, descubierta en Australia en 1982 pero de la que hasta el momento solo se habían avistado ejemplares jóvenes.

El CSIRO empezó a estudiar a los tiburones lanza en 2004, un trabajo que ha contribuido a entender la distribución de la población juvenil de estos animales que se congregan en algunos ríos de las zonas tropicales de Australia.

‘Actualmente no tenemos idea dónde están los adultos, lo único que sabemos es que se hallan en algún ambiente marino frente a las costas del norte de Australia’, expresó el investigador de la organización, Richard Pillans. A las especies se le colocaron etiquetas.