Compassion in World Farming ha visitado recientemente tres granjas de conejos enjaulados en Italia. Una vez más, las imágenes muestran lo que las organizaciones europeas de protección animal han informado repetidamente: conejos que viven en jaulas de batería sobre una malla de alambre que puede causarles lesiones. Son mantenidos en tales condiciones de hacinamiento que cada conejo dispone de menos espacio que una hoja de papel A4. No pueden ponerse de pie, correr, brincar o expresar ninguno de sus comportamientos naturales, lo que tiene un evidente impacto negativo en su bienestar.

Las imágenes publicadas demuestran lo que las organizaciones de bienestar animal han documentado a menudo en los últimos años: todos los sistemas de jaulas utilizados en muchos países de la UE son igualmente crueles. Patricia de Rada, representante para España de CIWF, dice: “Los conejos son los animales de granja que más se enjaulan en Europa. Nacen en una jaula y permanecen enjaulados hasta que son sacrificados.”

“Una vida tras las rejas sin acceso a la luz solar y el aire fresco, e incapacitados para moverse naturalmente, no es una vida en absoluto. Este sufrimiento atroz que padecen los conejos confinados en pequeñas jaulas de alambre, tiene lugar en toda la Unión Europea. Es preciso ponerle fin.”

ECOticias