Europa se está ahogando en la segunda ola de la epidemia de coronavirus. Las tasas de infección se están disparando en todo el continente. Los gobiernos están imponiendo bloqueos estrictos. Las economías se están cerrando nuevamente. Pero hay un rayo de esperanza: el virus, aunque sigue siendo mortal, parece estar matando a menos personas en promedio.

Las cifras recientes de casos y muertes del Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC) muestran que, si bien los casos registrados de covid-19 están aumentando en el Reino Unido, Francia, España, Alemania y otros países europeos, las muertes no aumentan a la misma velocidad.

«La tasa de letalidad ha disminuido. En el Reino Unido, podemos ver que disminuyó desde alrededor de junio a un punto bajo en agosto». Así dijo Jason Oke, estadístico senior del Departamento de Ciencias de la Salud de Atención Primaria de Nuffield.

«Nuestra estimación actual es que la tasa de letalidad por infección está aumentando un poco. Pero no se ha acercado a donde estábamos. Y es poco probable que eso cambie drásticamente a menos que veamos un aumento realmente sorprendente en el número de muertes».

Oke ha estado rastreando las tasas de letalidad por covid-19 junto con su colega Carl Heneghan del Centro de Medicina Basada en Evidencia y el economista de salud Daniel Howdon. Su investigación muestra que, a finales de junio, la tasa de letalidad estaba apenas por debajo del 3% en el Reino Unido. En agosto, había caído hasta un 0,5%. Ahora se sitúa aproximadamente en el 0,75%.

«Creemos que probablemente se deba mucho a la edad. Pero también a otros factores, como el tratamiento», dijo Oke.

La tasa de mortalidad más baja no es exclusiva de Europa.

En Nueva York, la tasa de mortalidad de los hospitalizados con enfermedades relacionadas con el coronavirus también ha disminuido desde principios de este año. Según un estudio de un equipo de investigadores de la Facultad de Medicina Grossman de la Universidad de Nueva York, publicado en el Journal of Hospital Medicine.

Fuente:  CNN en Español