El nuevo presidente de Nigeria, Muhammadu Buhari, dijo que hará todo lo posible para encontrar a las 219 chicas de la localidad de Chibok que están en poder de los yihadistas de Boko Haram desde hace un año, pero que no puede prometer su rescate, ya que hay muy poca información sobre ellas.

Quiero asegurar a todos, en especial a los padres, que cuando mi gobierno tome posesión a finales de mayo haremos todo lo posible para derrotar a Boko Haram. Actuaremos de forma distinta a como lo ha hecho el anterior gobierno, aseguró Buhari en un comunicado publicado el día en que se cumple un año del secuestro.

El nuevo jefe de Estado, que derrotó de forma clara en las elecciones del pasado 28 de marzo al presidente saliente, Goodluck Jonathan, no quiere comenzar su mandato con falsas promesas, algo que le trajo muchas críticas a la anterior administración.

El 14 de abril de 2014, milicianos de Boko Haram secuestraron a casi 300 chicas en una escuela secundaria de Chibok, en el estado de Borno. Algunas de ellas lograron escapar.