La Organización Mundial de la Salud (OMS) afirmó hoy que las 2 vacunas contra el ébola que se prueban en distintos países son seguras para quienes las reciben y que los planes avanzan para administrarlas en los tres países de África occidental afectados por la epidemia.

“Sabemos que las dos vacunas que están en la fase uno de ensayos clínicos parecen seguras y muestran una buena inmunogenicidad”, expresó la directora general adjunta de la OMS, Marie-Paule Kieny.

La OMS convocó este jueves a una reunión, por teleconferencia, de expertos en vacunas de todo el mundo, quienes evaluaron los resultados preliminares de los ensayos clínicos en marcha y, más concretamente, cuestiones relacionadas con la seguridad y financiación de estos productos.

Las vacunas VSV-ZEBOV, desarrollada en Canadá y cuyos derechos de patente han sido adquiridos recientemente por la farmacéutica Merck; y la ChAd-EBO, de la británica GSK, están siendo probadas en voluntarios en Estados Unidos y en varios países de Europa y África.

Kieny indicó igualmente que una vacunación masiva contra el ébola, como parte de la última fase de ensayos clínicos podría comenzar a fines de este mes en Liberia, con las dos vacunas que se experimentan.

En Sierra Leona y Guinea, los otros dos países donde el virus del ébola sigue circulando, se planea empezar la vacunación en febrero, comunicó hoy la responsable de la OMS.